Turismo rural » Pueblos de España » Pueblos de Tarragona » Tarragona


Tarragona


Vista panorámica de la ciudad de Tarragona

Panorámica de Tarragona



Balcón del Mediterráneo, mirador del acantilado

Balcón del Mediterráneo, mirador del acantilado



Tarragona es el municipio, capital de la provincia de Tarragona, en la Comunidad Autónoma de Cataluña, se encuentra ubicado en la Comarca de Tarragonés, a una altitud de 68 m.s.n.m., tiene una superficie territorial de 62,35 km², dista 549 km. vía carretera hacia el noreste de la capital de España, Madrid, y cuenta con una población de 140 323 habitantes (2009) a quienes se les denomina tarragonenses.

Historia
En sus orígenes fue habitada por Kese, una población ibera. Después surge Tarraco, nombre romano de la ciudad que fue la capital de la Hispania Citerior Terracnensis.

Más tarde los árabes la invaden en el año 711. Después la Marca Hispánica, creada por Carlomagno, ocupa el territorio de Tarragona junto con los de Barcelona, Gerona, y Cataluña. En 985, es ocupada por Almanzor, tras dejar incendiada Barcelona.

Es reconquistada, Tarragona en 1116, definitivamente, por Ramón Berenguer III. Es cedida como principado eclesiástico, en 1129, por el arzobispo de Tarragona, al normando Robert Bordet. Ese mismo año recibo el título de príncipe de Tarragona, a través de un pacto de vasallaje, estableciendo, su castillo, en la antigua torre romana de Pretorio. En 1146, a la muerte del obispo San Olegario, sucedido por Bernat Tort, enviado por el Conde de Barcelona, muchos conflictos jurisdiccionales surgen, terminando con la desaparición del principado y en 1151, la restitución al Conde de Barcelona.

En los siglos posteriores la ciudad creció, ocupando antiguas áreas y construcciones romanas. En el siglo XIV, debido a la peste bubónica, entro en un proceso recesivo importante. En el siglo XV, una guerra civil se desata como consecuencia de las diferencias entre Juan II de Aragón y la Generalidad de Cataluña. La ciudad es sitiada en 1462 por el ejército de Juan II, liberándose una guerra que consumió a Tarragona.

En el siglo XVII, tiene lugar en Tarragona la Guerra de los Segadores que enfrenta a catalanes y franceses, dejándola en crisis nuevamente. En el siglo XVIII, otro evento bélico, la Guerra de Sucesión, genera grandes cambios de organización en la ciudad. A principios del siguiente siglo, la Guerra del Francés, también tiene efectos negativos en el desarrollo de Tarragona. Es entonces ocupada por los franceses durante dos años, dejando maltrechos la economía y el desarrollo.

La recuperación, en el siglo XIX, vendría gracias a la posibilidad de comerciar libremente con América, haciendo crecer los viñedos para la producción de vino, que con las nuevas inversiones y nuevas empresas hacen crecer también el plano urbanístico, iniciando un ciclo de modernización.

Economía
Su economía se sustenta sobre la base de la actividad agrícola y ganadera, en muy poca medida. Es una ciudad industrial, alberga el mayor centro petroquímico de España así como al Instituto Catalán de Investigación Química. Su puerto es el segundo puerto español en el que se despacha un mayor volumen de toneladas anuales de producción.

Se encuentra a orillas del mar mediterráneo en la Costa Dorada, constituyendo sus playas, así como el entorno con zonas de recreo, un importante centro de atracción turística.

El rico pescado azul y el marisco, que proviene del rico mar tarraconense, han dado lugar a la creación de exquisitos platillos en base a estos productos, que los podemos disfrutar en deliciosas frituras o a la plancha. También son un símbolo de la gastronomía Tarraconense, la cassola de romesco, el arrossejat, el arroz negro, entre otros. Así mismo sus vinos, de denominación de origen Tarragona, que se pueden degustar junto con toda una variada carta, en algunos de los establecimientos que se albergan en construcciones históricas del casco antiguo, en tapas, bares, restaurantes, llesquerías, etc.

Forum romano en el caso antiguo de Tarragona

Forum romano en el caso antiguo de Tarragona



Anfiteatro romano en Tarragona

Anfiteatro romano en Tarragona



Circo romano de Tarragona

Circo romano de Tarragona



Circo romano de Tarragona

El Circo romano



Monumentos Históricos
En el municipio destaca el conjunto arqueológico en general, conformado por las ruinas de Tarraco, que han sido declaradas por la UNESCO, en el año 2000, como Patrimonio de la Humanidad.

Fórum provincial de Tarraco, en el casco antiguo conocido como Part Alta, rodeado por una muralla romana, que conserva un perímetro de aproximadamente un kilómetro, junto con una puerta adovelada. Esta fue una de las más grandes plazas romanas, celebrándose en ella importantes actos y cultos de la época. Poseía jardines y un espacio total de 318 metros por 175 metros, que más tarde sería ocupado por viviendas.

La volta del Pallol, un apoyo a la galería porticada que se hallaba rodeando el foro. Se construyó con hormigón de cal. Durante la edad media sirvió de convento y más tarde en almacén municipal de trigo.
Torre de la Audiencia, construida en época del emperador Vespasiano, entre los años 70 y 79 después de Cristo. Dentro un excepcional sistema de escalinatas salvaba el desnivel entre la plaza del foro y el circo romano.
Torre de Pretorio o Torre de Pilatos, conocida también como castillo del Rey, comunicaba a través de una escalinata el Circo con el ingreso al foro provincial. En época medieval sirvió de residencia al rey luego de ser reformado por Jaime II.
Torre d'en Tintorer, medieval y adosada a la muralla romana. Se aprecian sus almenas y terraza.

Anfiteatro de Tarraco, construido en el siglo II con el favor de un sacerdote provincial. Fue erigido para que un aproximado de catorce mil espectadores puedieran observar las luchas entre gladiadores y fieras, Tiene un aproximado, en dimensión, de 109,5 en su eje mayor, y de 86,8, en el eje menor. En el se puede observar que han quedado restos de una antigua basílica visigoda del siglo VI, así como restos posteriores, de la iglesia románica de Santa María del Milagro del siglo XII. Estas, fueron levantadas en el lugar en el que fueran ejecutados los mártires, el obispo Frutuoso y sus diáconos Augurio y Eulogio.
Muralla romana, originariamente construida en tiempos de la conquista romana sobre Hispania, en el siglo II antes de Cristo, utilizando enormes moles de roca en el zócalo de muros construidos en sillar. En su recorrido se encuentra la Torre de Minerva con la imagen de la diosa en relieve. Fue reforzada más tarde y en 1707 fue reconstruida, en época de la Guerra de Sucesión. Hoy convertida en paseo arqueológico después de su rehabilitación en 1930.

Portal de San Antonio, construida en 1737, formaba parta de la muralla reconstruida el mismo año, está trabajada en piedra y mármol.

Tarraco Arena Plaza, en mampostería y ladrillo, que data de 1883.

Circo Romano de Rarraco, ubicado en el caso antiguo, en el se solían realizar carreras de carros tirados por caballos, que eran vistos por un aproximado de 25 000 personas. Fue construido en época de Domiciano, aproximadamente en el año 96 después de Cristo, siendo su longitud aproximada de 325 metros y el ancho de cien a 115 metros. Varias de sus partes, se pueden observar desde diferentes establecimientos en la ciudad, entre ellos la capçalera del recorrido, una curva final. Debajo de los cimientos del ayuntamiento, se encuentran las carceres, la antigua salida del circo. Las galerías y bóvedas que sostenían las gradas y asientos, se pueden ver en la calle de Trinquet Vell y en la plaza de los Sedassos. Funcionó como lugar de espectáculos hasta el siglo V o VI, en que se empezaron a utilizar sus bóvedas como viviendas.

Torre de las Monjas y el pretil, construida durante la guerra entre Castillo y Cataluña, en 1369. Su función era la de proteger a las fortificaciones apostadas de cara al mar.

Catedral de Tarragona

Catedral de Tarragona



Catedral, construida en el siglo XII sobre restos de un antiguo templo de culto romano. En ella se puede apreciar una interesante armonía entre los diferentes estilos que lo caracterizan, como el románico y el gótico, o el barroco y renacentista.

Santa Tecla, vieja construcción románica del siglo XIII, que alberga el sepulcro del arzobispo Bernat d'Olivella. Son importantes sus bóvedas de crucería.
Iglesia de la Enseñanza, construida en estilo neoclásico en 1707, forma parte del convento de monjas de Lestonnach. Conserva un portal y una escalinata del siglo XIX.
Convento de las Carmelitas descalzas, erigido con solo una nave y en estilo rococó en 1764. Conserva un importante nártex y corazón.
También son importantes la Iglesia de Sant Miquel del Pla, de 1734, la Iglesia de San Agustín, del siglo XVI, la Capilla de Sant Magí, cuyo titular goza de la devoción de los marineros de Tarragona, y la Iglesia de San Lorenzo de los siglos XIII y XIV, que hoy alberga al Gremio de Labradores de San Lorenzo y San Isidro.

Muchos son los monumentos civiles que Tarragona ostenta, entre ellos la Casa Sefus, renacentista del siglo XVI; la Casa Montoliu, un palacio construido en estilos varios, romano, medieval y renacentista, que hoy es la Escuela de Música y Conservatorio; la Casa del General del siglo XV, antigua Generalitat y casa de governatura; el Palacio Municipal, antiguo convento dominico que conserva el mausoleo de Jaime I en el patio; la Casa del Camarero, de estilo gótico, que fue residencia real; Ca l'Ardica, palacio gótico del siglo XIV, que fue residencia del arcediano de la catedral; Casa del Decano, otro palacio renacentista y barroco que conserva lápidas romanas y judías, hoy es Colegio de Ingenieros Industriales; el palacio Arzobispal, de 1815; el antiguo ayuntamiento de los siglos XVI y XIX, entre otros.
Mercado Central, un edificio de 1915.

Balcón del Mediterráneo o Mirador del Acantilado, ubicado al borde del mar terminando la Rambla Nova. Sobre los cuarenta metros se puede apreciar desde su ubicación, la playa, la Punta del Milagro, la estación, el puerto.

Playas
La costa Dorada en Tarragona ofrece una amplia variedad de alternativas para disfrutar del baño en verano, en playas de arena es muy fina y dorada. Múltiples servicios e infraestructura adecuada, esperan a los visitantes, dispuestos a pasar días inolvidables en playa Gaià o playa Tamarit, que guardan un importante número de especies de aves y un rico ecosistema.
Fiestas
Se celebran principalmente:
  • Carnavales, en la que destaca la colocación de la Bóta en la plaza del ayuntamiento para dar inicio y cerrar el ciclo festivo, con la quema de los Ninots que tiene como consecuencia un desfile mortuorio de Cremallers y Ploraneres.
  • Semana Santa, en la que es importante, la procesión del Silencio o el Santo Entierro, que tiene lugar el Viernes Santo. Una tradición nacida a mediados del siglo XVI y que tiene como personajes principales a los armados.
  • Festival Internacional de Dixieland, celebrado como un certamen que recuerda los orígenes del Jazz en España, convirtiéndose en uno de los principales. Tiene lugar la semana anterior a la de la pascua.
  • Diada de Sant Jordi, que se celebra cada 23 de abril en que se pueden las calles abarrotadas de libros y rosas.
  • Tarraco Viva, en la que se representa la vida clásica durante las dos últimas semanas de mayo. Podemos apreciar legionarios romanos paseando y recorriendo calles llenas de artesanía y comida.
  • Romería de San Juan, se celebra el 23 de junio con fuegos y petardos, además de un baile que acaba de madrugada.
  • Fiesta de San Magín, celebrada del 16 al 19 de agosto.
  • Fiesta de Santa Tecla, es la fiesta celebrada entre el 15 y 24 de septiembre, en honor de la patrona. Declarada de Interés turístico nacional por la importancia de su tradición.

¿Te lo llevas?
Imprimir artículo



Valoración usuarios

-,-

0 Votos

¿Qué te ha parecido a tí?

Ponle una nota

 
 

Información: Contactar | Sobre nosotros | Aviso legal | Política de privacidad | Añadir alojamiento rural | Contenidos para tu web | Mapa del sitio
© 2016 Inforural
Turismo rural / Casas rurales